M Trascendental

La practica de MT mejora tu salud física y mental

Respondiendo al Cambio Climático: la Contribución de la Ciencia Védica Maharishi

http://article.sciencepublishinggroup.com/pdf/10.11648.j.jher.s.2017030301.15.pdf

Revista de Salud e Investigación Ambiental

2017; 3(3-1): 63-78

http://www.sciencepublishinggroup.com/j/jher

doi: 10.11648 / j.jher.s.2017030301.15

ISSN: 2472-3584 (Imprimir); ISSN: 2472-3592 (en línea)

 

Respondiendo al cambio climático: la contribución de la Ciencia Védica Maharishi

Geoffrey Wells1, Lee Fergusson2, David Kettle3, Anna Bonshek4

1 Maharishi Vedic Science, Ethics and Sustainability, Instituto de Investigación Védica Maharishi, Gold Coast, Australia; y la Escuela de Negocios de la Universidad de Australia del Sur, Adelaida, Australia

2Maharishi Vedic Science and the Environment, Instituto de Investigación Védica Maharishi, Gold Coast, Australia; y Escuela de Negocios, Educación, Derecho y las Artes, Universidad de Southern Queensland, Toowoomba, Australia

3Urban Sustainability y Maharishi Vedic Science, Maharishi Vedic Research Institute, Auckland, Nueva Zelanda

4Art and Maharishi Vedic Science, Instituto de Investigación Védica Maharishi, Gold Coast, Australia

Dirección de correo electrónico:

geoffrey@maharishivedicresearch.org (G. Wells)

Para citar este artículo:

Geoffrey Wells, Lee Fergusson, David Kettle, Anna Bonshek. Responding to Climate Change: The Contribution of Maharishi Vedic Science.

Journal of Health and Environmental Research. Special Issue: Maharishi Vedic Science: Creating a Sustainable Future. Vol. 3, No. 3-1, 2017, pp. 63-78. doi: 10.11648/j.jher.s.2017030301.15

Recibido : 1 de abril de 2017; Aceptado : 6 de abril de 2017; Publicado : 27 de abril de 2017

Abstracto: El alcance y el alcance del desafío del cambio climático es claramente sin precedentes, al igual que su nivel de urgencia mundial. Revisamos los resultados generales del programa científico asociado a él. Estos resultados identifican impactos serios en los sistemas físicos, biológicos y humanos, como sistemas separados y en cascada a través de ellos. Los riesgos globales asociados con estos impactos son desalentadores. Los enfoques analíticos modernos para este orden de complejidad e incertidumbre han hecho hasta ahora una contribución limitada a su comprensión y resolución. En particular, estos enfoques identifican una brecha crucial: la comprensión y el modelado del todo, en lugar de las partes, del sistema. Luego avanzamos la promesa de la Ciencia Védica de Maharishi al proporcionar este conocimiento científico faltante, en principio y en la práctica. En particular, exploramos un modelo ofrecido por Maharishi Vedic Science que describe ocho niveles de la Ley Natural para abarcar todos los sistemas complejos y diversos de los que está compuesto el sistema climático global. Además, revisamos las tecnologías a través de las cuales Maharishi Vedic Science ofrece restaurar el equilibrio, la integración y el crecimiento ordenado a todos los sistemas desde su fundación en el Campo Unificado de la Ley Natural. Resumimos el extenso programa de investigación científica que ha proporcionado un sólido respaldo para las predicciones de la Ciencia Védica Maharishi con respecto a la vida individual y colectiva; que se extienden, sugerimos, a la comunidad global y al desafío global del cambio climático. Además, revisamos las tecnologías a través de las cuales Maharishi Vedic Science ofrece restaurar el equilibrio, la integración y el crecimiento ordenado a todos los sistemas desde su fundación en el Campo Unificado de la Ley Natural.

Palabras clave: Cambio climático, sistemas climáticos globales, riesgos globales, cascadas del sistema global, problemas perversos, ciencia védica maharishi, ley natural, tecnologías de la ciencia védica de Maharishi

1. Introducción

El desafío global del cambio climático se ha convertido en los últimos años en un tema dominante del discurso internacional. El surgimiento de un consenso científico sobre la realidad del cambio climático, el papel de la actividad humana como su principal impulsor moderno y el alcance global de sus impactos ha captado la atención tanto de los gobiernos como de los ciudadanos preocupados de todo el mundo. Con la identificación de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI): dióxido de carbono (CO2), metano (CH4), óxidos de nitrógeno (NOx), dióxido de azufre (SO2), clorofluorocarbonos (CFC), aerosoles de carbono negro y otros: como agentes clave que obligan al clima de los sectores público y privado, el desarrollo de políticas y acciones sobre el cambio climático se ha convertido en una prioridad urgente para todos los niveles de gobierno. Esto ha llevado a una sucesión de conferencias internacionales en Kioto, Copenhague y París en un intento de desarrollar una respuesta internacional coordinada al cambio climático, que es un requisito claro para enfrentar el desafío de este fenómeno global.

El más exitoso de estos ha sido la Conferencia de París, en diciembre de 2015. Representantes de 195 naciones llegaron a un acuerdo para limitar las emisiones en sus países a niveles diseñados para prevenir cambios climáticos peligrosos. Se propone un aumento de 2 ° C del calentamiento global como el límite superior de seguridad, a pesar de que ese nivel en sí mismo plantea a la comunidad global enormes desafíos de mitigación y adaptación. Más allá de eso, la evidencia científica proyecta que el cambio global se volverá inmanejable y es probable que produzca amenazas sin precedentes a la estabilidad de los entornos globales y los servicios de los ecosistemas y a las sociedades que dependen de ellos.

A pesar del éxito de la Conferencia de París en la identificación de un objetivo común de emisiones y la obtención de la ratificación internacional, sigue habiendo desafíos importantes en su implementación, ya que eso depende de las acciones independientes de los gobiernos soberanos. Más preocupante es el análisis por parte de la comunidad científica de que el acuerdo de París, incluso si se implementa completamente, es probable que se encuentre en el mejor de los casos quizás la mitad de lo que se requiere para alcanzar el objetivo de los 2 ° C. Además, se reconoce que el sistema climático global contiene un impulso inherente que permitirá que el calentamiento global continúe incluso si las emisiones debidas a la actividad humana se estabilizaran ahora. En consecuencia, está claro que queda mucho por hacer para estabilizar el sistema climático mundial.

Este ensayo explora en primer lugar la naturaleza y el alcance sin precedentes del cambio climático visto como un problema global o, más precisamente, como un sistema de problemas interrelacionados. Luego revisa los enfoques formales tomados de la teoría de sistemas, la teoría de la complejidad y la teoría de la incertidumbre, o combinaciones de estos, que han intentado abarcar el problema. Llegamos a la conclusión de que estos enfoques, aunque proporcionan diferentes tipos de conocimiento en ámbitos específicos, no parecen capaces de proporcionar una comprensión a la profundidad necesaria para identificar y dirigir acciones sistemáticas y efectivas a escala global.

Por lo tanto, recurrimos a una estructura de conocimiento bastante diferente que ofrece la profundidad y el alcance de la comprensión del orden requerido para abarcar el desafío del cambio climático. Esta es la Ciencia Védica de Maharishi, desarrollada por Maharishi Mahesh Yogi. Maharishi es famoso en todo el mundo por su visión holística de la sabiduría védica en su totalidad, y por su valor supremo para la vida humana, tanto individual como colectiva. Maharishi Vedic Science incorpora tanto los principios como la práctica: analiza el problema en su raíz, identifica una solución para él y proporciona tecnologías y programas para implementar esa solución. La efectividad de estas tecnologías y programas ha sido documentada exhaustivamente en un programa de investigación científica de 50 años de estudios publicados: en disciplinas fundamentales, como fisiología y psicología; en disciplinas aplicadas, como educación y salud; en estudios de calidad de vida en el nivel de la sociedad como un todo; y, lo más importante, en el nivel del gobierno mismo. Por lo tanto, Maharishi Vedic Science ofrece, proponemos, una respuesta integral e integrada al problema del cambio climático; y uno que, afortunadamente, es simple y económico de implementar por cualquier gobierno y por la comunidad internacional.

2. Primera parte: El desafío del cambio climático

2.1. Dimensiones del cambio climático

Los científicos como James Hansen y Tim Flannery, y comentaristas sociales y de política como Naomi Klein, han publicado relatos accesibles y bien recibidos sobre el alcance y la complejidad del cambio climático como un desafío mundial. [37, 28, 29, 5 2] Sin embargo, la desalentadora tarea científica de analizar el cambio climático ha sido emprendida en gran parte por el Panel Internacional sobre Cambio Climático (IPCC). Establecido en 1988 bajo los auspicios de las Naciones Unidas, su trabajo no tiene precedentes. En las últimas tres décadas, decenas de miles de artículos científicos publicados han sido revisados, evaluados y sintetizados por miles de científicos que trabajan en disciplinas relacionadas con el clima en todo el mundo. Su objetivo declarado ha sido proporcionar la mejor cuenta posible para las indicaciones observadas del cambio climático y su trayectoria proyectada bajo varios escenarios de mitigación; para los impactos observados y proyectados en los sistemas ambientales y humanos; y para los enfoques de mitigación y adaptación.

En esta sección, resumimos algunos hallazgos principales del trabajo del IPCC, tomando como referencia su quinta y última evaluación, publicada en 2015. [45, 46] Aquí no se intenta abarcar todo el corpus de investigación científica sobre el cambio climático y sus impactos, o para participar en una evaluación de ello. Nuestra tarea es sentar las bases para explorar qué tipo de problema presenta la crisis del cambio climático. La respuesta a esa pregunta tiene que ver directamente con la mejor manera de abordar el desafío global del cambio climático.

Las proyecciones del IPCC sobre cambio climático hasta 2100 se han desarrollado a través del modelado de escenarios, como Rutas Representativas de Concentración (RCP). Los PCR examinan diferentes patrones de emisiones antropogénicas de GEI impulsadas por actividades humanas como el tamaño de la población, la actividad económica, el estilo de vida (consumo), el uso de la energía, el uso de la tierra, la tecnología y la política climática. Se proyectan cuatro RCP principales, uno basado en la mitigación estricta, uno en emisiones de GEI muy elevadas y dos en escenarios intermedios. Los caminos proyectados bajo el modelo de RCP convergen en gran medida hasta 2035, y luego comienzan a divergir, dependiendo de qué políticas de mitigación y estrategias de implementación se modelen.

Las conclusiones del modelado RCP no son ambiguas. Las tendencias e impactos de calentamiento están bien establecidos:

Se proyecta que la temperatura de la superficie aumentará durante el siglo XXI en todos los escenarios de emisiones evaluadas. Es muy probable que las olas de calor ocurran con mayor frecuencia y duren más, y que los eventos de precipitación extrema sean más intensos y frecuentes en muchas regiones. El océano continuará calentándose y acidificándose, y el nivel medio del mar mundial aumentará. [46, p.10]

Los Modelos del Sistema Tierra indican reducciones durante todo el año en el hielo marino del Ártico bajo todos los RCP, con la posibilidad de un estado libre de hielo en el verano para mediados de siglo. Es probable que los circuitos de retroalimentación generen un calentamiento aún mayor. De manera similar, bajo todos los RCP, la extensión de permafrost cerca de la superficie en latitudes altas del norte se reducirá bajo condiciones de calentamiento, potencialmente liberando metano almacenado, un potente GEI y acelerando de nuevo el calentamiento. Se prevé que los volúmenes mundiales de glaciares disminuyan significativamente y se conviertan en un importante impulsor del aumento del nivel del mar. [46, pp.8-13]

Claramente, los cambios de estos órdenes de magnitud en el Sistema de la Tierra deben tener impactos significativos para toda la vida biológica:

La emisión continua de gases de efecto invernadero causará un mayor calentamiento y cambios de larga duración en todos los componentes del sistema climático, aumentando la probabilidad de impactos graves, generalizados e irreversibles para las personas y los ecosistemas. [46, p.56]

La revisión del IPCC de la evidencia científica internacional ya apunta a cambios observados en los sistemas naturales debido al cambio climático. Se puede esperar que estos cambios aumenten en todos los RCP. Los sistemas hidrológicos en muchos países se han visto directamente afectados, en la reducción del volumen y la calidad del agua. Las especies, en tierra, en agua dulce y en el océano, han cambiado los rangos geográficos y los patrones de migración, han cambiado las actividades estacionales y las interacciones entre especies, y han experimentado disminuciones de población en respuesta al cambio climático. Las tasas de extinción han aumentado y seguirán aumentando en todos los escenarios: las plantas, los pequeños mamíferos y los moluscos de agua dulce son los más afectados. Los arrecifes de coral y los ecosistemas polares son particularmente vulnerables a las crecientes temperaturas oceánicas y la acidificación. El IPCC señala que “los sistemas costeros y las zonas bajas están en riesgo por el aumento del nivel del mar, que continuará durante siglos incluso si la temperatura media global se estabiliza”. [46, p.13] Además, los sistemas biológicos en particular se caracterizan por umbrales más allá de los cuales pueden ocurrir cambios abruptos e irreversibles. Es probable que la mayoría de estos umbrales sean desconocidos. Los estudios científicos sobre el medio ambiente global continúan confirmando estas tendencias en la literatura publicada. [89, 6, 11, 49, 50, 51, 55, 72, 85, 92, 94, 105, 106] Es probable que la mayoría de estos umbrales sean desconocidos. Los estudios científicos sobre el medio ambiente global continúan confirmando estas tendencias en la literatura publicada. [89, 6, 11, 49, 50, 51, 55, 72, 85, 92, 94, 105, 106] Es probable que la mayoría de estos umbrales sean desconocidos. Los estudios científicos sobre el medio ambiente global continúan confirmando estas tendencias en la literatura publicada. [89, 6, 11, 49, 50, 51, 55, 72, 85, 92, 94, 105, 106]

Los impactos del cambio climático en las poblaciones humanas y los sistemas humanos también están siendo documentados en la literatura. El aumento en la frecuencia y severidad de los eventos de tormentas impulsa el aumento del daño a la infraestructura, propiedades y otros activos y las amenazas asociadas a la seguridad humana. Las amenazas a la salud humana están bien documentadas. Las islas bajas y las áreas costeras están experimentando inundaciones por el aumento del nivel del mar. Los pueblos indígenas de las latitudes septentrionales y el Círculo Polar Ártico, donde los efectos del calentamiento son mayores, se enfrentan a cambios en sus entornos, impulsados ​​por el cambio climático, que amenazan sus antiguas culturas y formas de vida. La migración forzada impulsada por el estrés climático está ocurriendo ahora y aumentará, junto con los conflictos potenciales engendrados por ella. Estudios seminales de la economía global,

La respuesta de la comunidad mundial a la crisis del cambio climático se ha enmarcado en términos de

mitigación y adaptación, y la evaluación del IPCC refleja estas prioridades. En términos de mitigación, se señala que “los recortes sustanciales en las emisiones de GEI en las próximas décadas pueden reducir sustancialmente los riesgos del cambio climático al limitar el calentamiento en la segunda mitad del siglo XXI y más allá”. [46, p.15] Los PCR indican que las emisiones globales netas de CO2, en particular, necesitarían eventualmente disminuir a cero.

En términos de adaptación, la evaluación del IPCC señala la necesidad de acciones complementarias en todos los niveles de la sociedad, desde hogares individuales hasta gobiernos locales y regionales, gobiernos nacionales y la comunidad internacional. La protección de grupos vulnerables es crítica. Esta es una tarea enormemente compleja, que involucra la producción y distribución de información, políticas y marcos legales, legislación y regulación, estrategias e instrumentos económicos, nuevas tecnologías y financiamiento. Tal esfuerzo deberá estar respaldado por nuevas estructuras de toma de decisiones, ética y valores. El IPCC advierte que incluso con las acciones de mitigación y adaptación más fuertes, los daños significativos causados ​​por el cambio climático a los sistemas humanos y naturales en todas partes del mundo ya son inevitables. [46, pp.17-31, 1, 7, 8, 52, 56, 68, 73]

Los impactos del cambio climático en la agricultura y la seguridad alimentaria ejemplifican la escala, el alcance y la complejidad del problema del cambio climático. Estos fueron resumidos recientemente en un informe de 2016 de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO). [23, 24] Los impactos del cambio climático en la agricultura varían de una región a otra. Sin embargo, los impactos negativos se proyectan en todas las regiones. En Asia, por ejemplo, la disponibilidad de agua dulce disminuirá en el sur, este y sudeste asiático, hogar de miles de millones de personas. Los rendimientos del arroz y la cantidad de ganado disminuirán bajo estrés por calor. Los eventos climáticos extremos afectarán la pesca y la acuicultura en los grandes deltas de los ríos. La pesca marina disminuirá en los trópicos. Muchas especies forestales se enfrentan a la extinción. Un aumento general en la frecuencia y el alcance de los incendios forestales y el riesgo de especies invasoras, plagas,

El informe señala que estos impactos están ocurriendo en un momento en que se prevé que la demanda mundial de alimentos aumente en 2050 en al menos un 60% por encima de los niveles de 2006. Los aumentos de población se concentran en áreas con altos niveles de desnutrición, en áreas donde los impactos ambientales del cambio climático son mayores. Por lo tanto, las poblaciones más pobres y vulnerables corren el mayor riesgo. El desafío del cambio climático está inextricablemente vinculado al desafío de la pobreza y la desigualdad mundiales.

La FAO hace un llamamiento para una reestructuración integral de la agricultura mundial a los sistemas viables y sostenibles, que se centran en prácticas tales como el uso de variedades de cultivos tolerantes al calor y el nitrógeno, la labranza cero y la gestión integrada del suelo. Cabe señalar que los pequeños agricultores, que aún administran la mayoría de las empresas agrícolas en África y Asia, enfrentan muchas barreras, incluidas barreras para acceder a los mercados, crédito, asesoramiento sobre extensión, información meteorológica, herramientas de gestión de riesgos y protección social. También se necesita un cambio social y cultural: en el centro se observa que las mujeres, que representan casi la mitad de la fuerza de trabajo agrícola en los países en desarrollo, están particularmente desfavorecidas. El informe concluye que

No hay una simple “solución tecnológica”. Lo que se necesita es una reorientación de las políticas de desarrollo agrícola y rural que restablezca los incentivos y reduzca las barreras a la transformación de los sistemas alimentarios y agrícolas. [23, p.4]

Esa recomendación se hace no solo para los países en desarrollo, sino también para los sistemas de producción industrial de los países desarrollados. [64, 80]

La Tabla 1 presenta un resumen indicativo, de ninguna manera exhaustivo, de las dimensiones -sistemas y factores de alto nivel- identificados por la Quinta Evaluación del IPCC y otros estudios a macroescala como centrales para cualquier consideración del desafío del cambio climático [10, 12, 31 , 36, 45, 63, 76, 87, 93, 102].

 

Tabla 1. Dimensiones del cambio climático.

La evaluación del IPCC identifica que los niveles más altos de riesgo global asociados con los RCP residen en cinco áreas:

 

Tabla 2. Evaluación del IPCC de los niveles más altos de riesgo global.

 

Es importante destacar que la evaluación del IPCC señala que los impactos en cascada se han observado y documentado entre estos sistemas globales principales: estos “ahora se pueden atribuir a cadenas de evidencia desde el clima físico hasta los sistemas intermedios y luego a las personas”. [46, p.52] Por ejemplo, se puede rastrear una cascada de impactos desde el calentamiento oceánico a través de una mayor estratificación térmica, la expansión de las zonas hipóxicas y los cambios regionales en la abundancia de las especies, hasta los cambios en los rendimientos de la pesca. Está claro que existen innumerables cascadas de este tipo en los sistemas climáticos, biológicos y humanos. De manera preocupante, también se ha predicho que la mayoría de estos aún no se han identificado, descrito o medido. [46, pp. 51-2, p. 72]

El resumen anterior de los riesgos asociados con el cambio climático se ha visto fortalecido por recientes evaluaciones gubernamentales en el Reino Unido y en Australia. La Evaluación de Riesgo de Cambio Climático del Reino Unido 2017 identificó las siguientes seis áreas prioritarias de riesgos relacionados con el clima para el Reino Unido [15, p.8]:

 

 

Sistema climático Factores y dimensiones
Temperatura de la superficie; agotamiento del ozono estratosférico;
Atmósfera variación sobre latitudes, ciclo global del agua;
dinámica de precipitación.
Calentamiento capas; evaporación; precipitación;
Oceano salinidad; acidificación; ciclo global del agua; latitud
patrones; patrones del océano
Criosfera Groenlandia y capas de hielo antárticas; glaciaresen todo el mundo; Hielo marino ártico; la capa de nieve; permafrost.
Los efectos de la pérdida del glaciar; almacenamiento de agua en la tierra; térmico
Sea level expansión; circulación oceánica; patrones globales;
impactos diferenciales en las costas.
Reconstrucción del medio ambiente global pasado
Paleoclimatología condiciones; modelar sistemas pasados; derivación derelaciones de cambio climático; comparar con
datos modernos.
Sistemas biológicos Factores y dimensiones
Organismo Impactos a nivel del organismo
Especies marinas terrestres, de agua dulce; rangos,
Especies migración, abundancia, actividades, interacciones;interacciones de especies; biodiversidad global; nacional
y biodiversidad regional.
Ecología Estructuras comunitarias ecológicas; paisajepatrones ecológicos; escamas.
Eventos extremos Sequías; tormentas de viento; incendios; brotes de plagas;precipitación; inundación costera.
Sistemas humanos Factores y dimensiones
Combustión de combustibles fósiles; procesos industriales;
producción de cemento; resplandeciente; Industria energetica,
Actividades humanas transporte, sectores de la construcción; crecimiento de la población;
crecimiento económico; mejoras de intensidad energética
y reversiones; volúmenes y tipos de desechos
Principales rendimientos de cultivos; seguridad alimentaria; mercancía
Agricultura efectos del precio de mercado; uso del suelo; limpieza de tierras;
metano de ganado; erosión del suelo y polvo.
Salud Calor-mortalidad; mortalidad por frío; vectores de enfermedades ypatrones; enfermedades transmitidas por el agua.
Distribución de la riqueza, pobreza global;
demografía, migración; acceso a la tecnología y
Social información; patrones de empleo; valores sociales;estructuras e instituciones de gobierno; social
marginación; seguridad alimentaria, precios de los alimentos; conflicto
zonas; culturas indígenas.
Internacional, nacional, regional y local
Niveles de gobiernos; Toma de decisiones; indígenas y
gobierno conocimiento local; planes, políticas y política
instrumentos.

 

Tabla 3. Evaluación del riesgo mundial en el Reino Unido.

El informe Australia: Estado del Medio Ambiente 2016 observa:

El cambio climático es una presión cada vez más importante y omnipresente en todos los aspectos del medio ambiente australiano. Está alterando la estructura y la función de los ecosistemas naturales y afectando el patrimonio, la actividad económica y el bienestar humano. El cambio climático dará lugar a vulnerabilidades específicas de la ubicación, y las personas que están en desventaja social y económica son más sensibles al cambio climático. La evidencia muestra que los impactos del cambio climático están aumentando, y algunos de estos impactos pueden ser irreversibles. [16, p.10]

La Declaración Provisional de la Organización Meteorológica Mundial sobre el Estado del Clima Global en 2016 confirma inequívocamente el fortalecimiento de las principales tendencias del cambio climático identificadas por el IPCC y descritas más arriba. [110]

2.2. Analizando y respondiendo al problema del cambio climático

El alcance y el alcance del desafío climático -tanto vertical como horizontalmente, en el espacio y en el tiempo- no tiene precedentes, al igual que su nivel de urgencia mundial. En esta sección, repasaremos brevemente las principales estrategias de modelado que se han dirigido al problema del cambio climático. Llegamos a la conclusión de que, tomados individualmente o en combinación, estos marcos analíticos ofrecen, en el mejor de los casos, soluciones limitadas a algunos elementos del desafío del cambio climático y, en particular, como veremos, pocas perspectivas de manejar el problema en su conjunto.

2.2.1. Enfoques reduccionistas

El método científico y sus hallazgos acumulados siguen siendo la base de las estructuras modernas de conocimiento. Ese método, como lo expresaron tradicionalmente Popper, Hempel, Lakatos y otros, descansa en el desarrollo de teorías y sus leyes están abiertas a la prueba empírica. Con el tiempo, se supone, las estructuras teóricas que sobreviven son más confiables. Las estructuras teóricas se desarrollan matemáticamente para generar predicciones sobre más fenómenos, incluidos los que hasta ahora han sido anomalías. La historia de la física moderna se ve a menudo como un ejemplo de este método. [35, 41, 54, 81, 82]

Sin embargo, incluso dentro de las disciplinas científicas, ha habido poco éxito en la búsqueda de leyes que abarquen los fenómenos en todas las disciplinas. Por lo tanto, los intentos reduccionistas de dar cuenta de los patrones biológicos emergentes recurriendo a las leyes físicas de la química y, en última instancia, a la física, han tenido un éxito limitado. Los programas de investigación paralelos en las neurociencias cognitivas han logrado algunos resultados alentadores, pero están muy lejos de unir sistemáticamente las ciencias biológicas y humanas en la escala que exige el problema del cambio climático. [17, 88]

2.2.2. Enfoques de sistemas

El pensamiento de sistemas, ahora elevado al estado de la ciencia de sistemas, está bien establecido como un método para abordar los desafíos globales. El proyecto de Limits to Growth de tres décadas encabezado por Donella Meadows y sus compañeros de trabajo se destaca por la inclusión de parámetros físicos, biológicos y económicos de alto nivel. [65-67] El trabajo de Johan Rockström y sus colaboradores en los límites planetarios es un intento más reciente de cuantificar los umbrales de integridad en los sistemas físicos globales. [86, 95]

Estos enfoques, sin embargo, no intentan tratar en profundidad con las cascadas mencionadas anteriormente, a través de sistemas físicos, biológicos y humanos. Algunos pasos tentativos en esa dirección han sido tomados por teóricos del sistema socio-ecológico, que exploran los vínculos entre la expansión de la actividad económica global, la conectividad y la homogeneidad en

el fundamento de la base de recursos globales. [42] Sin embargo, este es un análisis horizontal a escala global, en gran parte desconectado verticalmente de los cambios en los sistemas en las escalas más pequeñas que lo constituyen.

2.2.3. Complejidad e Incertidumbre

Como se señaló anteriormente, el problema del cambio climático se caracteriza por la complejidad en todos los ámbitos y en todas las escalas. La complejidad biológica, en particular, es central: tiene un alcance formidable y media entre los sistemas climáticos globales y los servicios ecosistémicos de los que dependen las poblaciones humanas. [83] El conocimiento fragmentario de estos sistemas ha sido bien reconocido en la literatura científica.

[90] La teoría de la complejidad, y en particular los autómatas celulares [69], parece ofrecer otro camino para manejar las múltiples dimensiones del cambio climático. Aquí el comportamiento emergente complejo, del tipo que muestran los sistemas globales de cambio climático, se modela a partir del comportamiento colectivo de unidades individuales bajo reglas locales simples. Sin embargo, la aplicación de estos métodos al cambio climático depende de modelos más básicos, como la dinámica de las especies, y está en sus primeras etapas. [101] El advenimiento de los métodos de big data probablemente sea crítico para el requisito de escalado que presenta el problema del cambio climático, pero estos enfrentan desafíos significativos para generar datos suficientes para capturar la complejidad incluso en un nivel, como la comunidad de plantas, y mucho menos a través del paisaje de cambio climático. [30]

La incertidumbre es endémica en todos los niveles y en todos los componentes del análisis del cambio climático: “El cambio climático implica incertidumbres en un número impresionante de dimensiones, que incluyen, pero no se limitan a, los campos de las ciencias naturales y la economía”. [40, p.34] Las dimensiones científicas de la incertidumbre se han indicado anteriormente. La cascada de estas incertidumbres en las dimensiones económicas, cada una con su propia incertidumbre, crea formidables problemas de análisis. El análisis formal de la toma de decisiones económicas bajo incertidumbre está bien desarrollado y se ha aplicado en la literatura a la toma de decisiones bajo el cambio climático. Las tendencias emergentes, el aprendizaje, los umbrales y la irreversibilidad se han abordado mediante el modelado de valores de opciones. Sin embargo, se reconoce que este tipo de análisis representa un primer intento de capturar las incertidumbres económicas, y es probable que surjan muchos factores desconocidos en el futuro. Los marcos de gestión de riesgos se han utilizado en un intento de capturar y gestionar dichos riesgos, al igual que el modelado de lógica difusa. Es importante destacar que las incertidumbres asociadas con las dimensiones sociales y de gobernanza de la adaptación al cambio climático hasta ahora han resistido el análisis formal. [18, 71]

2.2.4. El concepto de ‘problema malvado’

Un enfoque bien conocido para las múltiples dimensiones de la complejidad y la incertidumbre es el de los “problemas perversos”. El concepto fue popularizado por Churchman, citando la siguiente definición:

… el término “problema malvado” se refiere a esa clase de problemas del sistema social que están mal formulados, donde la información es confusa, donde hay muchos clientes y tomadores de decisiones con valores conflictivos, y donde las ramificaciones en todo el sistema son completamente confusos [14, pp. 141-142]

El malvado marco del problema se ha aplicado principalmente a la toma de decisiones en gestión y políticas públicas.

[39] Curiosamente, el componente “malvado” de la descripción se refiere a cualquier intento de resolver una parte del problema por separado del todo. Esto se enmarca como un dilema moral, en el sentido de que se deja a los demás lidiar con el resto del problema.

El cambio climático se ha reconocido cada vez más como un problema perverso, y uno con órdenes de magnitud sin precedentes. Incropera emplea el marco en una descripción integral del problema del cambio climático, incorporando consideraciones del sistema climático global, las tecnologías y políticas energéticas, los instrumentos económicos nacionales, las políticas de acción internacional, las respuestas locales y regionales, y las dimensiones éticas y religiosas, todas teniendo en cuenta las opciones de mitigación y adaptación. [44] La gobernanza ha sido un foco particular de su análisis, extendiéndose a escalas locales, nacionales e internacionales. Se han desarrollado las aplicaciones nacionales del marco problemático del problema: por ejemplo, para Australia, centrándose en los requisitos de múltiples partes interesadas; para los arrecifes costeros de China; y para los desafíos del agua rural en Ghana. Ambientes costeros tanto en dimensiones físicas y humanas, como en sitios nacionales del Patrimonio Mundial, han sido analizados de manera similar. [27, 38, 43, 70, 79]

Sin embargo, cabe destacar que, si bien el malvado concepto del problema ha sido útil para seguir mapeando las complejidades y las interrelaciones del problema del cambio climático, las traducciones del marco en programas de acción integrales han sido notoriamente ausentes. Sus programas propuestos se extienden más ampliamente y más profundamente, tal vez, que los marcos más enfocados, pero inevitablemente están limitados a subsistemas de las complejidades que intentan mapear. Por lo tanto, parecen ser vulnerables al desafío central que están tratando de eludir: los riesgos humanos de manejar una parte en lugar de la totalidad.

Por supuesto, el cambio climático se ha presentado principalmente como un problema de emisiones, como se señala en la Introducción. En este análisis, las emisiones son la “causa raíz” [107] de los impactos en cascada que se resumen aquí. Luego, se proponen dos enfoques complementarios para el problema climático: mitigar las emisiones de GEI mediante su reducción; y para adaptarse a los impactos que están generando durante el período de latencia que se requerirá para reducir las emisiones y para que sus impactos caigan a cero en el sistema climático, un período estimado en cientos, en lugar de decenas, de años.

Sin embargo, una breve reflexión deja en claro que dicho análisis es inadecuado. Por ejemplo, las emisiones de GEI son generadas por las sociedades, principalmente las naciones industrialmente desarrolladas, en pos de sus aspiraciones colectivas e individuales. Una vez que se retoma el análisis de este paso posterior, las causas raíz proliferan y se vuelven imposibles de identificar sistemáticamente. Uno podría, por ejemplo, señalar las dificultades que enfrenta la comunidad internacional en

desarrollar acuerdos a los cuales las naciones soberanas se comprometen en la práctica. O uno podría identificar las deficiencias en la teoría y la práctica económica al no incorporar las ideas sobre el capital natural en sus marcos conceptuales. O uno podría apuntar al intento de definir el bienestar predominantemente en términos de consumo. El patrón de análisis e intento de explicación emerge como fractal: con cada nivel de explicación, incluso si es reductivo en su intento, el nivel de complejidad no se reduce.

Al concluir la Parte 1 de este artículo, volvemos al marco de los problemas perversos. Su principal contribución es haber dejado muy claro el principio general: cualquier solución al problema del cambio climático debe abordar el todo, no simplemente las partes del problema complejo. Como se señaló, esto se presenta no solo como un requisito práctico sino también moral. Como lo indican las secciones anteriores, las modernas ciencias físicas, biológicas y humanas, y los marcos interdisciplinarios e interdisciplinarios parecen, en las tendencias actuales, poco probable que logren tal objetivo; ni, frente a un entorno de complejidad inimaginable, pueden esperarlo. Enfrentar los desafíos del cambio climático es, en primer lugar, el desafío de encontrar nuevos conocimientos: el conocimiento del todo.

Para enmarcar la pregunta de investigación en términos más formales, parece útil recurrir al concepto de leyes de la naturaleza. La ciencia ha procedido desarrollando la teoría para proponer leyes particulares de la naturaleza que gobiernan dominios específicos y luego probando in situpredicciones que generan Ese método ha servido bien a las disciplinas científicas, y tal comprensión de los diferentes componentes del problema climático que tenemos a mano se deriva de ello. Por lo tanto, para que haya un conocimiento científico y confiable del todo, parece lógico sugerir una estructura paralela: principios que pertenecen a la estructura de la ley natural que gobierna el todo en su propio nivel, y se requieren métodos para investigarlo. Es precisamente aquí, en el centro no resuelto del problema del cambio climático, donde la teoría y la práctica de Maharishi Vedic Science, respaldada por sólidos programas de investigación globales, ofrece avances fundamentales. Es en esta arena a la que ahora nos dirigimos.

 

3. Segunda parte: Principios y programas de ciencias védicas de Maharishi

3.1. Principios fundamentales de la ciencia védica Maharishi

Maharishi Mahesh Yogi es honrado en todo el mundo por su visión holística de Veda y la literatura Védica, la antigua sabiduría de la Ciencia Védica de Maharishi. Más de 50 años Maharishi ha presentado los principios de su Ciencia Védica en conferencias y libros. Este trabajo ha sido asociado con un programa de investigación científica completo y publicado. Ahora revisamos sus principios centrales, que comprenden tanto los principios como la práctica, como un enfoque sistemático del conocimiento del conjunto, que hemos sugerido que es fundamental para enfrentar el desafío del cambio climático. La amplia publicación publicada de Maharishi [25] incluye una serie de libros publicados en la década de 1990 [58-61]. De la Teoría Absoluta del Gobierno de Maharishi[60] presenta uno de los relatos más completos, publicados y relativamente recientes de Maharishi Vedic Science, y es la fuente del modelo teórico relevante empleado aquí. Por lo tanto, es la fuente principal de la discusión que sigue.

Como una entrada en su enseñanza, Maharishi ha notado el progreso de la física teórica hacia una creciente unificación de las leyes de la naturaleza que gobiernan el mundo físico. Este avance, confirmado progresivamente por los resultados experimentales, ha culminado en el desarrollo de teorías de campos cuánticos unificados. Desde este punto de vista, las partículas y fuerzas fundamentales que son los bloques de construcción del universo físico diverso pueden mostrarse matemáticamente como la expresión de un Campo Unificado autointensificado, que es por lo tanto “la fuente última de orden en el universo”. [60] , p.79]

Esta descripción, continúa Maharishi, es similar a la que está disponible en la antigua sabiduría védica presentada como Ciencia Védica Maharishi:

Ambas interpretaciones, modernas y antiguas, ubican la fuente unificada del orden perfecto de la Naturaleza en un único campo de inteligencia que se relaciona con sí mismo en la base de las Leyes de la Naturaleza. Este campo crea secuencialmente, desde dentro de sí mismo, todas las diversas Leyes de la Naturaleza que gobiernan la vida en cada nivel del Universo. [60, p.79]

En el modelo estándar de la ciencia, la teoría está abierta a pruebas intersubjetivas [35]. Maharishi Vedic Science tiene su propia metodología sistemática de investigación, que está abierta a cualquier persona con una formación adecuada. Esta es la técnica de la Meditación Trascendental, una técnica simple, natural y sin esfuerzo que “lleva sistemáticamente la mente a la fuente del pensamiento, el campo puro de la inteligencia creativa”. [57, p.471] Se complementa con técnicas avanzadas, como es discutido con más detalle a continuación. Maharishi resume la estructura de la Ciencia Védica de Maharishi como una ciencia de esta manera:

El progreso depende de nuevos descubrimientos. El enfoque objetivo de la ciencia moderna, al vislumbrar el Campo Unificado de todas las Leyes de la Naturaleza, ha invitado a los científicos a trascender el enfoque objetivo y guiarse por las teorías de la conciencia disponibles en la Literatura Védica, y adoptar una nueva metodología experimental utilizando lo subjetivo enfoque que ahora está fácilmente disponible a través de mi Meditación Trascendental, sus técnicas avanzadas y el Programa MT-Sidhi. [60, p. 266]

En Maharishi Vedic Science es así la mente humana la que se convierte en el vehículo para la investigación subjetiva sistemática del Campo Unificado que es la fuente de orden en el universo: “Cuando la conciencia humana se establece a través de mi Meditación Trascendental, se identifica con este nivel de la realidad … “[60, p.498] Este nivel de experiencia se describe como un cuarto estado de conciencia, Conciencia Trascendental [60, p.455]. La dinámica de auto interacción del Campo Unificado descrito por

dada la forma matemática en las teorías cuánticas de campo unificadas, son el contenido esencial del Veda y la literatura védica. Maharishi escribe:

En mi Ciencia Védica, estas mismas leyes fundamentales -la Constitución del Universo- se encuentran en las dinámicas eternas y autorreferenciales de la conciencia que se conoce a sí misma. Esta dinámica eterna está incorporada en la estructura misma de los sonidos de Ṛk Veda, el aspecto más fundamental de la literatura védica. [60, p.80]

Maharishi explica que Vek Veda presenta así la estructura de autorreferencia del Campo Unificado, entendida como un campo de inteligencia o conciencia; las diferentes ramas de la literatura védica muestran su dinámica estructurante. [60, pp.172-3] En Maharishi Vedic Science, tomados en conjunto, Maharishi los denomina “Constitución del Universo”:

Las leyes que gobiernan las dinámicas autointeractivas del Campo Unificado pueden, por lo tanto, llamarse la Constitución del Universo , la base eterna y no cambiante de la Ley Natural y la fuente última del orden y la armonía de toda la creación. [60, p.80]

El Campo Unificado se describe así como la Ley Natural total desde la cual se organiza y sostiene el surgimiento de los diferentes niveles del universo:

Desde su estado eterno, autorreferencial y unificado de pura inteligencia, el potencial total de la Ley Natural organiza el sistema de aparición de diferentes Leyes de la Naturaleza … Este es el Campo Unificado de la Ley Natural de donde emergen y gobiernan todas las Leyes de la Naturaleza. universo. [60, pp.15-16]

La Ciencia Védica de Maharishi ofrece una descripción completa y rica de las dinámicas de interacción propia de este campo de inteligencia pura mediante el cual la diversidad del universo observable y las leyes que lo gobiernan se desarrollan a partir de él. [60, pp.254-67] 1 Esto es explícitamente una cuenta del todo, del nivel unificado de la Ley Natural que da origen y gobierna los niveles diversificados de la naturaleza y de la ley natural. Un paralelismo preciso, señala Maharishi, puede demostrarse entre el desarrollo secuencial de la unidad en la diversidad que se muestra en las matemáticas de las teorías de campos cuánticos unificados (el lagrangiano de las supercuerdas) y la estructura de la dinámica de autorreferencia del campo unificado descrito en Ciencia Védica Maharishi. [60, pp.108-9]

Maharishi ofrece dos analogías para presentar esta estructura en forma vívida. Una analogía es la del árbol y la savia que la sostiene:

Una base de todos los valores expresados ​​del árbol -la inteligencia del SAP- que es como la conciencia del árbol -la realidad trascendental del árbol- el Campo Unificado de todas las Leyes de la Naturaleza que están en la base de todas las expresiones de el árbol-la AUTORIZACIÓN de auto-referencia del árbol … [60, p.247]

Una segunda analogía es la del papel del ADN en la célula y la fisiología:

 

Los superiores de Maharishi entonces están abiertos a la experiencia directa. [60,         pp.498-9]

La Ciencia Védica de Maharishi demuestra que estas dinámicas auto-interactivas o auto-referidas del Campo Unificado,

  • La gran enseñanza de Maharishi sobre este tema se puede encontrar en todos sus detalles en los libros a los que se hace referencia. Es un tema de gran riqueza: merece su propio tratamiento completo, que va más allá de los propósitos de este artículo. Por lo tanto, se hace referencia aquí en el esquema, pero no

La administración en la naturaleza se demuestra en el funcionamiento del ADN, que promueve el ARN (varios tipos) en un estado de evolución constante hasta que el impulso del conocimiento -el impulso de la conciencia (ARN) – se transforma en partículas materiales (proteína) y continúa evolucionando en los diferentes aspectos de la fisiología. De esta forma, cada partícula de la fisiología disfruta siempre de la evolución en virtud de su conexión con su fuente, el ADN. [60, pp.20-21]

3.2. Niveles de ley natural

Maharishi habla de la organización del universo como la “administración de la ley natural”. [60, p.4] Esta es la “Inteligencia de la Naturaleza”: es … la exhibición espontánea del poder organizador de la Ley Natural-Inteligencia Cósmica Creativa-que:

  • Mantiene todo y todos en la dirección evolutiva.
  • Mantiene la integración de todos los valores diversos y, al mismo tiempo, permite que cada valor evolucione en valores más expresados. [60, 20]

El término “evolutivo” se usa aquí en un sentido específico y técnico. En el nivel del Campo Unificado, en la dinámica de interacción propia de la inteligencia pura, la diversidad se mantiene en términos de unidad y, por lo tanto, está completamente integrada y equilibrada. Donde la conectividad con esta fuente se mantiene como el

surgen diferentes niveles de creación, estas cualidades se reflejan en su funcionamiento:

Aquí está la realidad de la administración perfecta -mantenimiento de la evolución de valores diversos sobre la base de la conexión natural con su fuente en el estado silencioso de auto-referencia de la Unidad eterna. [60, p.5]

Esa “conexión natural” da como resultado que la vida individual se convierta “espontáneamente de acuerdo con la Ley Natural” [60, p.84]; esto es, regido por la integración y el equilibrio con los que se caracteriza la calidad evolutiva del Campo Unificado. Por el contrario, la pérdida de esa conexión natural da como resultado una “violación de la Ley Natural”: esto da como resultado la pérdida de la integración, el equilibrio y el desarrollo ordenado de la vida. En última instancia, se entiende que es la fuente de cualquier problema en cualquier nivel de vida. [60, p.278, pp.440-441]

Desde esta perspectiva, los desequilibrios y la degradación de los sistemas que caracterizan el problema del cambio climático tienen su raíz en la violación de la Ley Natural y la pérdida de la conexión con su fuente holística. Cómo la conectividad natural, y por lo tanto la vida de acuerdo con la Ley Natural, es restaurada por las tecnologías de la Ciencia Védica de Maharishi es el tema de la siguiente sección.

Maharishi Vedic Science presenta un modelo compacto que identifica ocho niveles de la administración de la Ley Natural [60, pp.22-28]:

Tabla 4. Ocho niveles de la jerarquía de la administración de la ley natural en la ciencia védica de Maharishi.

 

Niveles Nombre y alcance Descripción
 PRIMER NIVEL El campo unificado de todas las leyes de la naturaleza “Administración holística del universo en constante expansión a través de la inteligencia del conocimiento puro, que tiene un poder organizador infinito, la fuente de todo el dinamismo del universo en constante expansión, que mantiene el orden perpetuamente en el universo”. [20, pp.23- 24]
SEGUNDO NIVEL Partes del universo: galaxia,sistema solar. “Administración de las partes del universo, que se rigen por Leyes de la Naturaleza específicas, comola ley específica que rige cualquier galaxia o sistema solar … “[60, pp.24-25]
TERCER NIVEL La vida en la tierra: naturalsistemas. “Administración de la vida en la tierra: administración de vidas específicas de animales, pájaros, árboles, etc.”[60, p.25]
 CUARTO NIVEL La vida humana en la tierra: cultura y sociedad. “Administración del valor holístico de la vida humana en la tierra … Las leyes de la naturaleza que administran la vida en cada parte del mundo: las leyes naturales de la tierra, que dan lugar a culturas específicasde la tierra “. [60, pp.25-26]
QUINTO NIVEL Vida individual: humanofisiología y psicología. “Las leyes de la naturaleza que administran valores específicos de la vida individual”. [60, p.26]
SEXTO NIVEL Vida nacional “Administración de toda la nación a través de leyes hechas por el hombre basadas en la constitución hecha por el hombre”de cada país “. [60, p.27]
SÉPTIMO NIVEL Estado y vida provincial “Administración de los estados o provincias de la nación en base a su propio hecho por el hombreconstituciones. “[60, p.27]
OCTAVO NIVEL Ciudad y vida de la ciudad. “Administración de ciudades y pueblos basada en sus propias constituciones hechas por el hombre”. [60, pp.27-8]

 

Un elemento central de esta jerarquía es su organización emergente, según la cual cada nivel se rige por su propio nivel de Ley Natural y por el de niveles anteriores. Por lo tanto, explica Maharishi, el Nivel 2 se rige por la Ley Natural también por el Nivel 1; El Nivel 3 se rige por la Ley Natural también por los Niveles 1 y 2; y así. Es precisamente esta estructura de conexión interna a través de la Ley Natural la que presenta la estructura de la diversidad en términos del todo. Fundamentalmente, para el tema de este documento, abre la posibilidad de administrar las partes administrando el todo desde el nivel del Campo Unificado:

Para que cualquier administración sea perfecta, siempre debe mantener la conexión con el nivel supremo de

jerarquía de administración, la fuente de todas las Leyes de la Naturaleza que mantienen todos los niveles diferentes de jerarquía de administración. [60, p.28]

Si esto es posible en la práctica, parece ofrecer un camino totalmente nuevo para enfrentar lo que se ha identificado como el desafío central del problema del cambio climático: cómo administrar sistemas físicos y humanos de un tamaño y complejidad inimaginables de una manera completa. forma coordinada y en términos del todo. Bajo el modelo ‘Ocho niveles de la jerarquía de la administración de la ley natural’ propuesto por Maharishi Vedic Science, las siguientes posibilidades prácticas parecen estar abiertas:

  1. El modelo presenta una estructura anidada, según la cual, al operar en el primer nivel, el Campo Unificado de Todas las Leyes de la Naturaleza, se prevé que influirá fundamentalmente en todos los niveles subsiguientes, que incluyen sistemas tanto físicos como humanos.
  1. Debido a que la estructura interna y la función del Campo Unificado, que contiene en forma potencial y no manifiesta la diversidad manifiesta del universo [60, p.2, pp.11-12], se entiende que es inherentemente completamente equilibrada, integrada y evolutiva 2 Se predice que una influencia de este nivel restaurará estas cualidades en los elementos y sistemas de todos los niveles subsiguientes. Se predice que cada elemento y sistema se soportará en su función natural y equilibrada, y se coordinará con el funcionamiento de todos los demás elementos y sistemas, tanto físicos como
  2. Esta estrategia única, de conectar cada una de las partes de cada nivel con el Campo Unificado de Todas las Leyes de la Naturaleza, predice que establecerá la condición descrita en la Ciencia Védica Maharishi como “vida de acuerdo con la Ley Natural” en cada sistema. Por el contrario, se prevé que eliminará la violación de la Ley Natural por parte de las poblaciones humanas y los problemas que surgen de ella, problemas que en conjunto se encuentran en la raíz del problema del cambio climático. Este enfoque Maharishi ha llamado el “Principio del segundo elemento”. [57, 126]

Por lo tanto, la tarea de manejar los ocho niveles simultáneamente, el desafío central del problema del cambio climático, promete, bajo este enfoque, ser radicalmente simplificada. Lo que se requiere es ante todo el conocimiento de cómo operar desde el nivel del Campo Unificado de Todas las Leyes de la Naturaleza. Pasamos ahora a la posibilidad de lograr este objetivo en la práctica, a través de las tecnologías y programas de Maharishi Vedic Science.

 

4. Parte tres: aplicaciones de la ciencia védica Maharishi

4.1. Tecnologías de la ciencia védica Maharishi

Como es el caso con cualquier ciencia verdadera, Maharishi Vedic Science incluye tecnologías a través de las cuales se aplican sus principios. [60, p.396] Estos son los programas mencionados anteriormente por Maharishi: la técnica de Meditación Trascendental, sus técnicas avanzadas y el programa TM-Sidhi. Hasta ahora, estos programas se han discutido en términos de su papel como metodologías experimentales de Maharishi Vedic Science, que respaldan su estado científico. En esta sección, examinamos su rol al operar directamente desde el nivel del Campo Unificado para avivar la totalidad simultáneamente en cada uno de los ocho niveles de administración de la Ley Natural. Nos referimos al importante programa de investigación científica que ha documentado la efectividad práctica de las tecnologías de la Ciencia Védica de Maharishi. En la sección final,

  • Estas tres cualidades son parte del conjunto de cualidades del Campo Unificado que se describen en Maharishi Vedic [60, p.105]

“Ciencia del todo” en el manejo del desafío del cambio climático; un enfoque, además, que puede apoyar estrategias localizadas a través de sistemas humanos y ambientales que de otro modo estarían fragmentados.

Como se presentó anteriormente, la Meditación Trascendental es una técnica mental simple que permite a la mente consciente identificarse con el Campo Unificado de Todas las Leyes de la Naturaleza en la Conciencia Trascendental:

Mi Meditación Trascendental es un procedimiento sencillo, natural y sin esfuerzo por el cual la mente llega fácil y naturalmente a la fuente del pensamiento, el estado mental asentado-Conciencia Trascendental-conciencia pura, conciencia de auto-referencia, que es la fuente de todos los procesos creativos. [60, p.280]

La Meditación Trascendental es la Tecnología de la Conciencia, que es el elemento más básico de la vida: el hogar de todas las Leyes de la Naturaleza. [60, p.283] La meditación trascendental puede ser aprendida por cualquiera,

independientemente de su origen cultural, religioso o educativo. [60, pp.281-3] Como se señaló, esto respalda su carácter intersubjetivo, que es un requisito estándar para la investigación científica.

El programa TM-Sidhi es un programa avanzado de Meditación Trascendental. Maharishi explica que, mientras que la Meditación Trascendental abre el Campo Unificado a la mente consciente, el Programa TM-Sidhi desarrolla la capacidad de operar desde ese nivel:

El programa TM-Sidhi es un aspecto avanzado de la Meditación Trascendental. Entrena al individuo para que piense y actúe desde el nivel de Conciencia Trascendental, mejorando enormemente la coordinación entre la mente y el cuerpo, y desarrollando la habilidad de animar la Ley Natural para apoyar todas las avenidas de la vida para satisfacer los propios deseos. [60, 308]

Un término clave aquí es ‘animar’. Maharishi elabora este mecanismo en términos de atención: la Meditación Trascendental “lleva la atención a la Conciencia Trascendental y aviva el potencial total de la Ley Natural en la mente consciente de todos”. [60, 303] Esta animación del Derecho Natural total, con su estructura de orden y equilibrio, se predice que beneficiará a todas las áreas de la vida individual:

La experiencia de la Conciencia Trascendental desarrolla el potencial creativo latente del individuo, mientras disuelve el estrés acumulado y la fatiga a través del profundo descanso obtenido durante la práctica. Esta experiencia aviva la creatividad, el dinamismo, el orden y el poder de organización de la conciencia, lo que se traduce en una mayor eficacia y éxito en la vida diaria. [60, 281]

Los beneficios positivos de este tipo en la fisiología, la psicología y la sociología de la vida individual son precisamente lo que ha demostrado la investigación científica que prueba esta predicción integral. El programa de Meditación Trascendental y TM-Sidhi ha sido el foco de un programa de investigación científica que abarca más de cuatro décadas. Se han realizado más de 600 estudios en más de 250 universidades e instituciones independientes en 33 países, y la mayoría de estos estudios se han publicado en revistas independientes revisadas por pares. [74, 75]

En la investigación fisiológica, por ejemplo, los niveles únicos de reposo, acompañados de un funcionamiento cerebral más ordenado, se han asociado constantemente con la práctica de estos programas. Fuera del período de meditación, los efectos incluyen la reducción del estrés fisiológico y el mantenimiento de una mayor coherencia del EEG. Los grandes estudios de seguro de salud han encontrado reducciones significativas en la utilización de la atención médica y en las enfermedades del corazón y el cáncer. Se han demostrado las correlaciones con la esperanza de vida y el bienestar. En la investigación psicológica, medidas tales como la independencia del campo, la creatividad, la memoria, la inteligencia, el desarrollo del ego, el razonamiento moral y la autorrealización se han encontrado sistemáticamente para mejorar con la práctica de estos programas. [2, 3, 4, 22, 84]

En el contexto del modelo ‘Ocho niveles de la jerarquía de la administración de la ley natural’, hallazgos como estos, tomados en conjunto representan una prueba completa y un nivel significativo de verificación de un nivel específico del modelo: Nivel 5, “Las leyes de la naturaleza que administran valores específicos de la vida individual. “El alcance notablemente amplio de los hallazgos experimentales aquí son consistentes con la descripción proporcionada por Maharishi Vedic Science de: (1) la existencia del campo unificado que subyace y da expresión a todos los aspectos del individuo fisiología y psicología; y (2) de su activación simultánea a través de las tecnologías de la Ciencia Védica Maharishi que operan en ese nivel.

4.2. Las tecnologías de la ciencia védica Maharishi: el efecto de campo

Como se ha delineado, la Ciencia Védica de Maharishi presenta el nivel fundamental de la Ley Natural como un campo de inteligencia pura que está completamente unificado. La descripción de este campo desde la perspectiva de la física moderna proporciona una visión importante: “En la escala de Súper Unificación (Física), todos los aspectos de la Ley Natural en cada punto del universo se correlacionan infinitamente entre sí” [60, p. 515] Esta perfecta correlación tiene dos implicaciones importantes. La primera es que en este nivel las leyes individuales de la naturaleza que gobiernan los diferentes niveles y elementos del universo, tanto físico como humano, se ven no solo como unificadas sino como indivisiblemente conectadas al todo, y por lo tanto a sus propiedades de integración, equilibrio y desarrollo evolutivo

Cada ley de la naturaleza funciona de acuerdo con el valor holístico de la ley natural, y así es como se mantiene el orden a través de la dirección evolutiva del invencible poder organizador de la ley natural. [60, p.515]

Una segunda implicación es que operar en ese nivel es ilimitado en su influencia:

Un impulso delicado en cualquier punto del espacio y el tiempo puede crear un cambio precipitado en todo el universo. Esta correlación de largo alcance explica cómo la acción en el nivel del Campo Unificado, a la escala de Súper Unificación (campo de inteligencia trascendental), puede tener una profunda influencia que puede extenderse a cualquier parte del universo. [60, p.515]

Tal impulso, explica Maharishi, es precisamente lo que ocurre de forma natural y espontánea en la práctica del

tecnologías de Maharishi Vedic Science. A medida que la mente consciente se identifica con el Campo Unificado de la Ley Natural en la Conciencia Trascendental, aviva el Campo Unificado y todas sus cualidades en todas partes. [60, pp.381-2 FN, p.383]

Esto se identifica como un “efecto de campo” y en este contexto se llama Efecto Maharishi . [60, pp.313-320, p.383] Predice que la práctica de la Meditación Trascendental, incluso por un pequeño porcentaje de una población, tiene beneficios mensurables para la población en general y para su entorno.

Se predice que este efecto de campo se fortalecerá con las técnicas avanzadas de Meditación Trascendental, y en el programa TM-Sidhi, particularmente su elemento más avanzado, Vuelo Yóguico:

El Vuelo Yóguico es un fenómeno creado por un pensamiento específico proyectado desde la Conciencia Trascendental, el Campo Unificado de la Ley Natural, el campo de todas las posibilidades … El Vuelo Yóguico demuestra una perfecta coordinación mente-cuerpo y se correlaciona con la máxima coherencia, indicando el orden máximo del cerebro marcha. [60, pp.308-11; 78]

El más poderoso de todos es el efecto creado por la práctica del grupo Yogic Flying:

De esta forma se extiende el fenómeno de la coherencia de grupos de Yogic Flyers, neutralizando las tendencias negativas en toda la sociedad. [60, p.516]

En el contexto del modelo ‘Ocho niveles de la jerarquía de la administración del derecho natural’, la predicción de los principios de la ciencia védica de Maharishi es inequívoca: todos los niveles expresados ​​de la ley natural pueden ser influenciados simultánea y positivamente desde el nivel fundamental del Campo Unificado de la Ley Natural a través de las tecnologías de la Ciencia Védica de Maharishi:

… La Meditación Trascendental (que) ofrece para avivar el campo de la conciencia a través de la experiencia de niveles de conciencia en evolución secuencial, desde el campo no manifiesto del potencial total del poder organizador de la Ley Natural a todos los diferentes niveles de evolución de la Ley Natural responsable de el proceso evolutivo de todo el campo de la conciencia, desde la singularidad de la conciencia en el campo no manifestado de la conciencia de autorreferencia hasta todos los campos de la creación manifiesta. [60, pp.279-80]

En particular, se prevé que estos niveles incluyan no solo el Nivel 5, “Vida individual”, sino los sistemas humanos colectivos de Nivel 4, “Cultura y sociedad”, Nivel 6, “Vida nacional”, Nivel 7, “Vida estatal y provincial” ‘, y Nivel 8,’ Ciudad y vida de la ciudad ‘. Sorprendentemente, hay evidencia científica sólida para la validez de estas afirmaciones. A esa evidencia ahora nos volvemos.

La práctica de la Meditación Trascendental y el programa TM-Sidhi en las últimas décadas ha proporcionado múltiples sitios para probar las predicciones del Efecto Maharishi, a diferentes escalas y en diferentes períodos de tiempo. La predicción de alto nivel es que se observará un mayor orden, o coherencia, y menos desorden en las mediciones de la calidad de la vida social, como consecuencia del efecto de campo generado por estas tecnologías.

La técnica estadística principal empleada para probar esta predicción ha sido el análisis de series de tiempo, que se puede utilizar para modelar el efecto de los eventos de intervención sobre las medidas iniciales [9]. Se han encontrado altos niveles de significación estadística en muchos estudios publicados, que respaldan la existencia y el alcance del Efecto Maharishi. A nivel municipal, estatal y nacional, donde el nivel de práctica de estas tecnologías ha excedido los niveles umbral de la población (1% para la Meditación Trascendental, √1% para los grupos que practican el programa TM-Sidhi [60, pp.313-317] ) se han encontrado aumentos en la calidad de vida en muchos estudios publicados en medidas tales como las tasas de criminalidad y las tasas de accidentes. Un estudio importante de 160 ciudades de EE. UU., Por ejemplo, controlando las variables demográficas que se sabe influyen en el crimen,

Donde grupos más grandes han practicado estas tecnologías durante un período de tiempo, se han demostrado los efectos a nivel nacional, con menos muertes violentas debido a homicidios, suicidios y muertes de tránsito, una reducción en el desempleo y la inflación y una mejora general en la calidad de vida [5, 13, 21]. Cuando un grupo se ha acercado, en varias ocasiones,

√1% de la población mundial, los estudios indicaron que las relaciones internacionales mejoran y los conflictos regionales disminuyen [19, 33, 34, 74].

A pesar de lo notable que son estos hallazgos, el rigor estadístico de los análisis que los sustentan es robusto, como se demuestra en su publicación consistente en revistas de alto rango, disciplinadas y arbitradas. Estos hallazgos son consistentes con las predicciones del modelo de “Ocho niveles de la jerarquía de la administración de la ley natural” y, en particular, como se observa con las predicciones asociadas con los niveles 4, 6, 7 y 8.

5. Conclusión: La ciencia védica de Maharishi y la respuesta al cambio climático

La propuesta central de este artículo es que los principios y la práctica de Maharishi Vedic Science ofrecen la promesa de una contribución nueva y fundamental a la respuesta global al cambio climático. Las principales líneas de razonamiento y evidencia que hemos presentado para apoyar esta propuesta se pueden resumir de la siguiente manera:

  1. Se ha demostrado de manera concluyente que el cambio climático está produciendo cambios de gran escala y alcance en todo el sistema climático, los sistemas biológicos y los sistemas humanos en todas partes del mundo. Los cambios están en cascada en los sistemas globales, desde el clima físico hasta los sistemas biológicos intermedios y los sistemas humanos. La mayoría de estas cascadas no han sido identificadas, descritas ni medidas. Informes recientes, de 2016 y 2017, confirman que estos cambios se están ampliando en escala y
  2. Estos cambios conllevan altos niveles de riesgo para la integridad de ecosistemas y culturas únicos; en el impacto de

eventos climáticos extremos; en aumentar la vulnerabilidad de las poblaciones ya desfavorecidas; en el impacto global sobre la biodiversidad, los servicios ecosistémicos y la economía global; y en tendencias no lineales que se aproximan a umbrales a menudo desconocidos y movimiento a través de ellos a cambios irreversibles.

  1. La complejidad, la interconexión y la incertidumbre del desafío del cambio climático no tienen precedentes. Los métodos técnicos modernos, como los enfoques reduccionistas, el análisis de sistemas, la incertidumbre y el modelado de la complejidad, el análisis perverso de problemas y el análisis de la causa raíz, han logrado, en consecuencia, avances limitados en el cumplimiento del
  2. Se ha identificado que un elemento clave que falta en estos análisis es una forma sistemática de abordar no solo partes específicas del sistema climático global sino también el conjunto. Ninguna teoría o práctica moderna efectiva ha sido avanzada, aceptada o implementada para la escala y el alcance requeridos a través de estos sistemas físicos, biológicos y humanos globales tomados como
  3. La Ciencia Védica de Maharishi ofrece cumplir con esta brecha crítica de teoría y práctica. Localiza un Campo Unificado de Ley Natural en la base de toda la diversidad del universo; una perspectiva que encuentra un paralelo en la teoría del campo cuántico unificado de la física moderna. Además, ofrece una metodología sistemática, abierta a cualquier persona, para experimentar el Campo Unificado en la fuente del pensamiento dentro de su propia conciencia. Esta es la Meditación Trascendental, la primera tecnología de Maharishi Vedic
  4. Maharishi Vedic Science describe en detalle cómo la diversidad emerge del campo fundamental de la estructura de autorreferencia de este campo de la inteligencia pura, que está abierta a sí misma, y ​​su dinámica autointeractiva organiza el surgimiento de las diferentes leyes de la naturaleza que rigen la universo. Esto es explícitamente una cuenta del todo, y de la diversidad en términos del todo.
  5. Estos principios profundos de la Ciencia Védica de Maharishi se formalizan en el modelo de “Ocho niveles de la jerarquía de la administración de la ley natural”. Este modelo muestra la conexión natural que existe entre los diferentes niveles de diversidad, tanto naturales como humanos, y su fuente. Esta conexión es una consecuencia de la naturaleza anidada del modelo: todos los niveles son, en última instancia, expresiones del primer nivel, el Campo Unificado de Todas las Leyes de
  6. Donde esa conexión está intacta, las cualidades de equilibrio, integración, unidad y evolución que son inherentes al Campo Unificado de la Ley Natural se expresan completamente en la diversidad en cualquier nivel y en todos los niveles simultáneamente. Esta es “la vida de acuerdo con la Ley Natural”. Donde esa conexión no está disponible, violación de la Ley Natural, con sus problemas ambientales y sufrimiento humano,
  7. El modelo predice que si fuera posible operar desde el nivel del Campo Unificado, la totalidad se animaría simultáneamente en los ocho niveles de la Ley Natural. Las tecnologías de Maharishi Vedic Science -la Meditación Trascendental y el programa TM-Sidhi, incluido Yogic Flying- han demostrado que proporcionan esa capacidad.
  1. Un programa de investigación científica publicado a largo plazo ha confirmado la existencia de los beneficios previstos en el nivel del individuo, que es el Nivel 5 del modelo. Múltiples estudios de funcionamiento fisiológico, psicológico y social proporcionan una sólida evidencia de estados más equilibrados, integrados y saludables para los individuos como resultado de la práctica de las tecnologías de la Ciencia Védica Maharishi.
    1. La Ciencia Védica de Maharishi describe el efecto de campo -el Efecto Maharishi- que ocurre en el nivel del Campo Unificado como resultado de su vivificación a través de las tecnologías de Maharishi Vedic. Este efecto da como resultado la correlación de largo alcance de los diversos elementos del Derecho Natural en ese nivel. Entonces surge la predicción de que los siete niveles expresados ​​del modelo, tanto físico como humano, pueden animarse en direcciones más ordenadas y evolutivas desde el nivel fundamental del Nivel Unificado de Ley Natural a través de las tecnologías de la Ciencia Védica Maharishi.
    2. Un importante programa de investigación científica publicado ha proporcionado un claro respaldo para esta predicción y para la existencia del efecto de campo. Se ha demostrado que las medidas de calidad de vida, en un amplio ámbito social y económico, incluidos los entornos de gran desorden, se benefician de manera sistemática y significativa cuando se alcanzan los umbrales de la práctica grupal de las tecnologías de la Ciencia Védica Maharishi. Los estudios han indicado estos resultados a escala de ciudad, estado, nacional e internacional, de acuerdo con las predicciones del modelo para los niveles 4, 6, 7 y

Por lo tanto, proponemos que Maharishi Vedic Science, con su conjunto inigualable de principios y prácticas respaldados por robustos hallazgos de investigación, ofrezca satisfacer la demanda de la teoría, práctica y gobernanza del cambio climático para un enfoque sistemático de todo el sistema global y de su sub -sistemas en términos del todo. El modelo de ‘Ocho niveles de la jerarquía de la administración de la ley natural’ es único en su cobertura del alcance y la escala del desafío del cambio climático, en todos los niveles, en los sistemas físicos, biológicos y humanos. Lo más significativo es que incluye tecnologías mediante las cuales, operando desde el nivel de vida fundamental y unificado, el nivel del Campo Unificado de la Ley Natural, todos los niveles se pueden ubicar simultáneamente en una plataforma de equilibrio, integración y desarrollo ordenado.

En el nivel individual-Nivel 5 del modelo-las predicciones de la Ciencia Védica Maharishi son para que la vida individual esté cada vez más de acuerdo con la Ley Natural; y nosotros

han revisado algunos de los hallazgos de investigaciones extensas que respaldan esta visión. No es irrazonable extender esa predicción al comportamiento individual que se relaciona con el cambio climático. Por ejemplo, podría predecirse que las elecciones de los consumidores estarán más alineadas con el comportamiento que reduce los impactos del cambio climático. Aquí hay un área clara para futuras investigaciones.

Sin embargo, dado que el cambio climático es un problema mundial, al final solo puede ser atendido por la comunidad internacional de naciones que actúen en conjunto. Maharishi Vedic Science explica que el efecto de campo se extiende a las acciones del gobierno, en virtud de la organización estructural de la vida individual, la vida nacional y el gobierno:

Toda decisión del gobierno es la expresión de la conciencia nacional. La conciencia nacional gobierna la actividad de cada nación de la misma manera que la conciencia del individuo gobierna la actividad del individuo. Como la conciencia nacional es la conciencia colectiva de todos los individuos de la nación, en última instancia es la conciencia del individuo la que mueve la nación y configura su destino. [60, p.61]

Maharishi explica que el efecto de campo influye y apoya al gobierno a través de una mayor coherencia en la conciencia colectiva. El modelo de los “Ocho niveles de la jerarquía de la administración de la ley natural” predice que, a nivel nacional e internacional, la práctica de las tecnologías de la ciencia védica de Maharishi, incluso por un pequeño grupo, puede crear las condiciones subyacentes para una acción más efectiva. [60, pp.317-8] Así, por ejemplo, a nivel nacional se prevé una mayor cooperación entre los intereses públicos, los intereses privados y el gobierno en el desarrollo y la implementación de iniciativas nacionales de cambio climático. A nivel internacional, no solo se prevé una mayor cooperación entre los gobiernos soberanos en los convenios sobre el cambio climático, sino también un mayor compromiso por parte de ellos para garantizar los objetivos de emisiones acordados. El éxito del Protocolo de Montreal de 1987 sobre Sustancias que Agotan la Capa de Ozono [104] para lograr una reducción constante del agotamiento de la capa de ozono en la atmósfera muestra cuán efectivos pueden ser esos Convenios para mejorar el sistema climático. [103]

Debe mencionarse en particular el Nivel 3 del modelo, que se refiere a los sistemas naturales de la vida en la Tierra: “Administración de la vida en la tierra: administración de vidas específicas de animales, pájaros, árboles, etc.” [60, p.25] ] Claramente esto tiene relevancia directa para los impactos del cambio climático en los sistemas biológicos globales, como se discutió anteriormente. Hasta ahora, tal vez dada la relativamente reciente aparición de la investigación sobre el cambio climático, los programas de investigación científica sobre la Ciencia Védica de Maharishi no se han extendido a las predicciones a este nivel. Sin embargo, la lógica interna del modelo, junto con su fuerte apoyo experimental en otros niveles, hace razonable proponer como hipótesis de trabajo para futuras investigaciones que los beneficios de las tecnologías de la Ciencia Védica de Maharishi se extiendan a estos sistemas. En este contexto, vale la pena citar una predicción de cerca de cinco décadas hecha por Maharishi: actividad del nivel del Campo Unificado, explica Maharishi, “… produce una influencia de soporte vital en todos los campos de la creación y, como resultado, la totalidad de la naturaleza permanece armoniosa. El sol brilla a su debido tiempo, la lluvia cae a su debido tiempo, y todas las estaciones permanecen regulares. “[57, p.204]

Es para los investigadores asumir la tarea de ampliar lo que ya es una base de investigación sustancial en estos ámbitos.

No hay intención en el enfoque de Maharishi Vedic Science de reemplazar los enfoques existentes para la mitigación y la adaptación que se están desarrollando y que ya están funcionando en diferentes partes del mundo y en diferentes sectores. Por el contrario, Maharishi Vedic Science ofrece mejorar y apoyar estos programas a través de sus tecnologías. Cabe señalar también que Maharishi Vedic Science ofrece programas adicionales que se centran en diferentes sectores relevantes para el problema del cambio climático, como Maharishi Vedic Organic Agriculture y Sustainable Architecture and Town Planning. [26, 47]

Concluimos señalando, en el espíritu del Principio de Precaución internacionalmente aceptado [109], que deben emprenderse acciones para prevenir o remediar un daño evitable que pueda emprenderse. La teoría y evidencia revisadas en este artículo sugieren el valor para la comunidad internacional de aprovechar más pronto que tarde la promesa de las tecnologías y programas de Maharishi Vedic Science, para ayudar material y fundamentalmente a enfrentar el desafío del cambio climático global.

 

References

  • Adger, W, J Barnett, F Chapin, and H 2011. “This Must Be The Place”: Underrepresentation of Identity and Meaning in Climate Change Decision-Making.” Global Environmental Politics 2 (May): 1–25.
  • Alexander C, M Rainforth, and P Gelderloos. 1991. “Transcendental Meditation, Self-Actualization, and Psychological Health: A Conceptual Overview and Statistical Meta-Analysis.” Journal of Social Behavior and Personality 6(5):189–247.
  • Alexander C, P Robinson, and M Rainforth. 1994. “Treating and Preventing Alcohol, Nicotine, and Drug Abuse Through Transcendental Meditation: A Review and Statistical Meta- Analysis.” Alcoholism Treatment Quarterly 11(1/2):13–87.
  • Anderson J, C Liu, and R Kryscio. 2008. “Blood Pressure Response to Transcendental Meditation: A Meta-Analysis.” American Journal of Hypertension 21(3):310–316.
  • Assimakis P, and M Dillbeck. 1995. “Time Series Analysis of Improved Quality of Life in Canada: Social Change, Collective Consciousness, and the TM-Sidhi Program.” Psychological Reports 1995 76(3):1171–1193.
  • Bakker, M, P Opdam, R Jongman, and A Van den Brink. “Model Explorations of Ecological Network Performance under Conditions of Global Change.” Landscape Ecology 30 (5): 763–70.
  • Balston, J, Iankov, I, Li S, Wells, G, Kellett, J, and Gray, 2012. “Quantifying the Cost of Climate Change Impacts on Local Government Assets.” National Climate Change Adaptation Research Facility, Gold Coast, Queensland.
  • Balston, J, Western, M, Kellett, J, Li, S, Wells, G, and Gray, 2012. “Climate Change Decision Support Framework and Software for Coast Councils.” Department of Climate Change and Energy Efficiency, Canberra.
  • Box, G, G Jenkins, G Reinsel, and G Ljung. 2016. Time Series Analysis: Forecasting and Control. 5th edn. Hoboken NJ: John Wiley & Sons,
  • Bradley, 2015. Paleoclimatology: Reconstructing Climates of the Quaternary. 3rd ed. Oxford, UK: Academic Press, Elsevier.
  • Byrd, K, L Flint, P Alvarez, C Casey, B Sleeter, C Soulard, A Flint, and T Sohl. 2015. “Integrated Climate and Land Use Change Scenarios for California Rangeland Ecosystem Services: Wildlife Habitat, Soil Carbon, and Water ” Landscape Ecology 30 (4): 729–50.
  • Cameron, E, R Mearns, and J Tamalik 2015. “Translating Climate Change: Adaptation, Resilience, and Climate Politics in Nunavut, Canada.” Annals of the Association of American Geographers 105 (2): 274–83.
  • Cavanaugh K. “Time Series Analysis of US And Canadian Inflation And Unemployment: A Test Of A Field Theoretic Hypothesis.” Proceedings of the American Statistical Association, Business and Economics Statistics Section (p. 799–804). Alexandria, Virginia: American Statistical Association,
  • Churchman, C 1967. “Wicked Problems.” Management Science 14 (4): 141-42.
  • Committee on Climate Change. 2017. UK Climate Change Risk Assessment 2017.
  • Commonwealth of Australia. State of the Environment 2016. Department of Environment and Canberra.
  • Cooper, R, and T Shallice. 2010. “Cognitive Neuroscience: The Troubled Marriage of Cognitive Science and Neuroscience.” Topics in Cognitive Science 2 (3): 398–406.
  • Cuevas, S. 2011. “Climate Change, Vulnerability, and Risk Linkages.” International Journal of Climate Change Strategies and Management 3 (1): 29–60.
  • Davies J, and C Alexander. 2005. “Alleviating Political Violence Through Reducing Collective Tension: Impact Assessment Analysis of The Lebanon ” Journal of Social Behavior and Personality 17(1): 285–338.
  • Dillbeck M, C Banus, C Polanzi, and G 1988. “Test of a Field Model of Consciousness and Social Change: Transcendental Meditation and TM-Sidhi Program and Decreased Urban Crime.” The Journal of Mind and Behavior 9(4): 457–486.
  • Dillbeck 1990. “Test of a Field Hypothesis of Consciousness and Social Change: Time Series Analysis of Participation in the TM-Sidhi Program and Reduction of Violent Death in The US.” Social Indicators Research 22(4): 399–418.
  • Eppley K, A Abrams, and J Shear. 1989. “Differential Effects of Relaxation Techniques on Trait Anxiety: A Meta-Analysis.” Journal of Clinical Psychology 45(6): 957–974.
  • 2016a. “In Brief: Climate Change, Agriculture and Food Security.” The State of Food and Agriculture. Rome.
  • FAO “Climate Change, Agriculture and Food Security.” The State of Food and Agriculture. Rome.

 

[25] Fergusson, L. 2016. “An Annotated Historical Survey of 84 Publications by Maharishi Mahesh Yogi from 1957-2015.” International Journal of Current Research 9(2): 47009-47054. Peterson, M Scheffer, W Steffen, and M Troell. 2015. “Synchronous Failure: The Emerging Causal Architecture of Global Crisis.” Ecology and Society 20 (3): 6.
[26] Fergusson, L, D Kettle and G Wells. 2017, “Principles and Practice of Sustainability in Maharishi  Vedic  Science.” Journal of Health and Environmental Research (3) 3-1:1-15. [43] Hughes, T, H Huang, and M Young. 2013. “The Wicked Problem of China’s Disappearing Coral Reefs.” Conservation Biology 27 (2): 261–69.
[27] Fitz Gibbon, J, and K Mensah. 2012. “Climate Change as a Wicked Problem: An Evaluation of the Institutional Context for Rural Water Management in Ghana.” SAGE Open April- June (2): 1–14. [44] Incropera, F. 2015. Climate Change: A Wicked Problem: Complexity and Uncertainty at the Intersection of Science, Economics, Politics, and Human Behavior. New York: Cambridge University Press.
[28] Flannery, T. 2005. The Weather Makers. Melbourne: The Text Publishing Company. [45] IPCC. 2014a. Climate Change 2014: Impacts, Adaptation, and Vulnerability.     Part    A:    Global    and    Sectoral    Aspects.

 

  • Flannery, 2015. Atmosphere of Hope: Searching for Solutions to the Climate Crisis. Melbourne: The Text Publishing Company.
  • Franklin, J, J Serra-Diaz, A Syphard, and H 2017. “Big Data for Forecasting the Impacts of Global Change on Plant Communities.” Global Ecology and Biogeography 26 (1): 6-17.
  • Fuente, A. 2007. “Climate Shocks and Their Impact on Assets.” UNDP Human Development Report 2007/2008 Fighting climate change: Human solidarity in a divided world. New York:
  • Garnaut, R. The Garnaut Review. Australia in the Global Response to Climate Change. Cambridge: Cambridge University Press.
  • Gelderloos P, M Frid, P Goddard, X Xue, and S Löliger. “Creating World Peace Through The Collective Practice of The Maharishi Technology of The Unified Field: Improved US-Soviet Relations.” Social Science Perspectives Journal 2(4):80–94.
  • Gelderloos P, K Cavanaugh, and J 1990. “The Dynamics of US-Soviet Relations, 1979-1986: A Simultaneous Transfer Function Analysis of US-Soviet Relations. A Test of The Maharishi Effect.” Proceedings of the American Statistical Association, Social Statistics Section (p. 297–302). Alexandria, Virginia: American Statistical Association.
  • Godfrey-Smith, 2003. Theory and Reality: An Introduction to the Philosophy of Science. Chicago: University of Chicago Press.
  • Hannah, L. 2011. Climate Change London: Academic Press.
  • Hansen, J. 2009. Storms of My Grandchildren: The Truth about the Coming Catastrophe and Our Last Chance to Save New York, NY: Bloomsbury USA.
  • Head, Brian 2014. “Evidence, Uncertainty, and Wicked Problems in Climate Change Decision Making in Australia.” Environment and Planning C: Government and Policy 32 (4): 663–79.
  • Head, B, and J. Alford. 2015. “Wicked Problems: Implications for Public Policy and Management.” Administration & Society 47 (6) 711–39.
  • Heal, G, and B Kristrom. 2002. “Uncertainty and Climate Change.” SSRN Electronic Journal. New p.34.
  • Hempel, C. 1965. Aspects of Scientific Explanation and Other Essays in the Philosophy of Science. New York: Free
  • Homer-Dixon, T,  B  Walker,  R Biggs, C Folke, E Lambin, G

Contribution of Working Group II to the Fifth Assessment Report of the Intergovernmental Panel on Climate Change. Edited by C Field, V Barros, D Dokken, K Mach, M Mastrandrea, T Bilir, M Chatterjee, et al. Summary for Policymakers. Cambridge, UK: Cambridge University Press.

  • 2014b. Climate Change 2014: Synthesis Report. Contribution of Working Groups I, II and III to the Fifth Assessment Report of the Intergovernmental Panel on Climate Change. Edited by R.K. Pachauri and L.A. Meyer Core Writing Team. Geneva, Switzerland: IPCC.
  • James, S. 1989 “The Application of Maharishi’s Vedic Science to Agriculture as a Solution to the Problem Of Pesticides”. Journal of Modern Science and Vedic (3) 2: 200-205.
  • Jansson, R, C Nilsson, E Keskitalo, T Vlasova, M Sutinen, J Moen, F Chapin III, et 2015. “Future Changes in the Supply of Goods and Services from Natural Ecosystems: Prospects for the European North.” Ecology and Society 20 (3): 32.
  • Jantz, S, B Barker, TBrooks, L Chini, Q Huang, R Moore, J Noel, and G Hurtt. 2015. “Future Habitat Loss and Extinctions Driven by Land-Use Change in Biodiversity Hotspots under Four Scenarios of Climate-Change Mitigation.” Conservation Biology 29 (4): 1122–31.
  • Johnson, F, M Eaton, G. McMahon, R. Nilius, M Bryant, D Case, J Martin, N Wood, and L 2015. “Global Change and Conservation Triage on National Wildlife Refuges.” Ecology and Society 20 (4): 14.
  • Klein, N. 2014. This Changes Everything. New York, NY: Simon &
  • Lacey, J, S Howden, C Cvitanovic, and A Dowd. 2015. “Informed Adaptation: Ethical Considerations for Adaptation Researchers and Decision-Makers.” Global Environmental Change 32: 200–210.
  • Luber, G, and M McGeehin. 2008. “Climate Change and Extreme Heat Events.” American Journal of Preventive Medicine 35 (5): 429–35.

 

  • Lakatos, I, J Worrall, and G Currie. 1980. The Methodology of Scientific Research Programmes. Cambridge: Cambridge University

 

  • Lee, J, R Maggini, M Taylor, and R Fuller. 2015. “Mapping the Drivers of Climate Change Vulnerability for Australia’s Threatened Species.” Plos One 10:
  • Macintosh, A, A Foerster, and J McDonald. 2014. “Policy Design, Spatial Planning and Climate Change Adaptation: A Case Study from Australia.” Journal of Environmental Planning and Management, no. October 2014 (July): 1–22.
  • Maharishi Mahesh Yogi 1967 (1969), On the Bhagavad-Gita: A New Translation And Commentary, Penguin Books, UK, p.471.
  • Maharishi Mahesh Yogi 1995a, Maharishi Vedic University: Introduction, Maharishi Vedic University Press,
  • Maharishi Mahesh Yogi 1995b, Maharishi University Of Management: Wholeness on the Move, Maharishi Prakashan, India.
  • Maharishi Mahesh Yogi 1995c, Maharishi’s Absolute Theory of Government: Automation in Administration, Maharishi Prakashan, India
  • Maharishi Mahesh Yogi 1996, Maharishi’s Absolute Theory of Defence: Sovereignty in Invincibility, Maharishi Vedic University,
  • Martin, S. 2015. “Indigenous Social and Economic Adaptations in Northern Alaska as Measures.” Ecology and Society 20 (4):
  • Mazmanian, D, J Jurewitz, and H Nelson. 2013. “A Governing Framework for Climate Change Adaptation in the Built Environment.” Ecology and Society 18 (4).
  • Mbow, C, M Noordwijk, E Luedeling, H Neufeldt, P Minang, and G Kowero. 2014. “Agroforestry Solutions to Address Food Security and Climate Change Challenges in Africa.” Current Opinion in Environmental Sustainability 6 (1).
  • Meadows, D H, D L Meadows, J Randers, and W Behrens. 1972. The Limits to Growth: A Report for the Club of Rome’s Project on the Predicament of Mankind. New York: Earth Island, Universe
  • Meadows, D H, D L Meadows, and J Randers. 1992. Beyond the Limits to Growth: Global Collapse or Sustainable Future. London: Earthscan Publications
  • Meadows, D H, D L Meadows, and J Randers. 2005. Limits to Growth: The 30-Year London: Earthscan Publications Ltd.
  • Mees, H, J Dijk, D van Soest, P Driessen, M van Rijswick, and H Runhaar. 2014. “A Method for the Deliberate and Deliberative Selection of Policy Instrument Mixes for Climate Change Adaptation.” Ecology and Society 19 (2):
  • Mitchell, M. 2009. Complexity: A Guided Oxford, UK: Oxford University Press.
  • Moser, S, S J Williams, and D Boesch. 2012. “Wicked Challenges at Land’s End: Managing Coastal Vulnerability Under Climate Change.” Annual Review of Environment and Resources 37 (1): 51–78.
  • New, M, and M Hulme. 2000. “Representing Uncertainty in Climate Change Scenarios: A Monte-Carlo Approach.” Integrated Assessment 1: 203–13.
  • Nicotra, A, E Beever, A Robertson, G Hofmann, and J O’Leary. “Assessing the Components of Adaptive Capacity to Improve Conservation and Management Efforts under Global Change.” Conservation Biology 29 (5): 1268– 78.
  • Oakes, L, N Ardoin, and E Lambin. 2016. “‘I Know, Therefore I Adapt’?” Complexities of Individual Adaptation to Climate-Induced Forest Dieback in Alaska.” Ecology and Society 21 (2):
  • Orme-Johnson DW, M Dillbeck, and C Alexander. “Preventing Terrorism and International Conflict: Effects Of Large Assemblies Of Participants In The Transcendental Meditation And TM-Sidhi Programs.” Journal of Offender Rehabilitation 2003 36(1-4):283–302.
  • Orme-Johnson, D and R Orme-Johnson. 2010. “Summary of Scientific Research on the Transcendental Meditation and TM-Sidhi Program”, Appendix in Orme-Johnson, R & S Anderson, S. eds. 2010. The Flow of Consciousness: Maharishi Mahesh Yogi on Literature and Language 1971 to 1976. Maharishi University of Management Press, Fairfield, IA; reprinted and edited by Fergusson, L and A Bonshek eds. 2015 The Unmanifest Canvas: Maharishi Mahesh Yogi on Art, Creativity, and Perception, Appendix II. Maharishi University of Management Press, Fairfield,

 

  • Osberghaus, D, and C Reif. 2010. “Total Costs and Budgetary Effects of Adaptation to Climate Change: An Assessment for the European Union.” 3143. Change. Category 10: Energy and Climate Economics.
  • Pearson, C. 2002. The Complete Book of Yogic Flying: Maharishi Mahesh Yogi’s Program for Enlightenment and Invincibility, MUM Press, Fairfield, Iowa
  • Perry, 2015. “Climate Change Adaptation in the World’s Best Places: A Wicked Problem in Need of Immediate Attention.” Landscape and Urban Planning.
  • Pettit, N, R Naiman, J Fry, J D Roberts, P Close, B Pusey, G Woodall, et al. 2015. “Environmental Change: Prospects for Conservation and Agriculture in a Southwest Australia Biodiversity Hotspot.” Ecology and Society 20 (3):
  • Popper, K. 1959. The Logic of Scientific Discovery. London: Hutchinson &
  • Popper, 1969. Conjectures and Refutations: The Growth of Scientific Knowledge. 3rd (revis. London: Routledge & K. Paul.

 

  • Post, E, and S Frank. 2014. “Addressing New Challenges in Climate Change Research by Highlighting Biological Complexity.” Climate Change Responses 1 (1): 1–3.

 

  • Rainforth M, R Schneider, S Nidich, C Gaylord-King, J Salerno, and Anderson J. Stress Reduction Programs in Patients with Elevated Blood Pressure: A Systematic Review and Meta-Analysis. Current Hypertension Reports 2007 9(6):520–528.
  • Reside, A, J Welbergen, B Phillips, G Wardell-Johnson, G Keppel, S Ferrier, S Williams, and J 2014. “Characteristics of Climate Change Refugia for Australian Biodiversity.” Austral Ecology.

 

  • Rockstrom, J. 2009. “A Safe Operating Space for Humanity.” Nature 461: 472–75.
  • Rohr, J, A Dobson, P Johnson, A Kilpatrick, S Paull, T Raffel, D Ruiz-Moreno, and M Thomas. 2011. “Frontiers in Climate Change-Disease Research.” Trends in Ecology and
  • Rosenberg, A and D Mcshea 2008. Philosophy of Abingdon, UK: Routledge.
  • Scheffers, B, L DeMeester, T Bridge, A Hoffmann, J Pandolfi, R Corlett, S Butchart, et al. 2016. “The Broad Footprint of Climate Change from Genes to Biomes to People.” Science (New York, Y.) 354 (November): 719–31.
  • Schellnhuber, H, K Frieler, and P Kabat. 2013. “The Elephant, the Blind, and the Intersectoral Intercomparison of Climate Impacts.” Proceedings of the National Academy of Sciences of the United States of America 111 (9): 1–3.
  • Schuur, E, A McGuire, G Grosse, J Harden, D Hayes, G Hugelius, C Koven, and P 2015. “Climate Change and the Permafrost Carbon Feedback.” Nature 520 (January 2016): 171–79.
  • Seddon, A, M Macias-Fauria, P Long, D Benz, and K Willis. 2016. “Sensitivity of Global Terrestrial Ecosystems to Climate ” Nature 531 (7593).
  • Sperling, F, and F 2005. “Disaster Risk Management in a Changing Climate.” In World Conference on Disaster Reduction, UN Framework Convention on Climate Change, Bonn. Washington, DC: UN Vulnerability and Adaptation Resource Group.
  • Steffen, 2009. Australia’s Biodiversity and Climate Change. Collingwood, Victoria: CSIRO Publishing.
  • Steffen, W, K Richardson, J Rockström, Sarah C, I Fetzer, E Bennett, R Biggs, and S Carpenter. 2015. “Planetary Boundaries: Guiding Human Development on a Changing Planet.” Science 348 (6240).
  • Stern, N. 2008. “The Economics of Climate Change.” American Economic Review: Papers and Proceedings 98 (2): 1–37.
  • Stern, N. 2013. “The Structure of Economic Modeling of the Potential Impacts of Climate Change: Grafting Gross Underestimation of Risk onto Already Narrow Science Models.” Journal of Economic Literature 51 (3): 838–59.
  • Stern, N. 2014. Ethics, Equity and the Economics of Climate Change Paper 1: Science and Philosophy. Economics and Philosophy. 30.
  • Stern, N. 2015. “Economic Development, Climate and Values: Making ” Proceedings. Biological Sciences, The Royal Society 282: 20150820.
  • Stern, N. 2016. “Current Climate Models Are Grossly Misleading.” Nature 530: 407–9.

 

  • Tejo, M, S Niklitschek-Soto, C Vásquez, and P 2016. “Single Species Dynamics Under Climate Change.”SFI Working Paper, No. 2016-12–26. Santa Fe Institute, Santa Fe, NM.
  • 2002. Climate Change and the Financial Services Industry: Module 2. Framework, accessed March 30, 2017, http://www.unepfi.org/fileadmin/documents/cc_fin_serv_ind_module2_2002.pdf
  • 2017a. “Current State of the Ozone Layer”, United States Environmental Protection Agency, accessed March 30, 2017, https://www.epa.gov/ozone-layer-protection/current- state-ozone-layer.
  • 2017b. “The Montreal Protocol on Substances the Deplete the Ozone Layer”, United States Environmental Protection Agency, Ozone Secretariat, accessed March 30, 2017, http://ozone.unep.org/en/treaties-and- decisions/montreal-protocol-substances-deplete-ozone-layer.
  • Van Bodegom, P, J Douma, and L 2014. “A Fully Traits-Based Approach to Modeling Global Vegetation Distribution.” Proceedings of the National Academy of Sciences of the United States of America 111 (38): 13733–38.
  • Vonk, J, S Tank, W Bowden, I Laurion, W Vincent, P Alekseychik, M Amyot, et al. 2015. “Reviews and Syntheses: Effects of Permafrost Thaw on Arctic Aquatic Ecosystems.” Biogeosciences 12 (23).
  • Wilson, P, L Dell, and G Anderson. 1993. Root Cause Analysis: A Tool for Total Quality Management. Milwaukee, WI: ASQ Quality
  • Wiseman, N, and D 2013. “Climate Change and Indigenous Natural Resource Management: A Review of Socio-Ecological Interactions in the Alinytjara Wilurara NRM Region.” Local Environment 18 (9): 1024–45.
  • World Commission on the Ethics of Scientific Knowledge and Technology (COMEST). 2005. The Precautionary Principle. Paris.
  • World Meteorological Organization. 2017. Provisional Statement on the Status of the Global Climate in 2016. Geneva,

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: